Acerca del Comedor del CI / Especial de la Voz del Lobo

Fabio Lacherre

 

No es secreto para nadie que, en los pasados meses, el comedor del Colegio de La Inmaculada está siendo atacado por interminables críticas y quejas por parte de los alumnos. Comentarios negativos acerca de la atención que se vuelve interminable, o la falta de variedad del menú, llegan a mis oídos a lo largo de las siete horas que paso en el colegio. Hay quienes saben reclamar de manera apropiada, y solo hacen llegar su malestar con todo el respeto debido. En cambio, hay otros que solo tiran tierra y piedras al comedor, e ignoran todo lo que pasa detrás de esos muros.

Tan solo una pequeña fracción del alumnado conoce la realidad  de nuestro comedor. Son pocos los que se acercan en busca de respuestas, y menos son, los que proponen soluciones. La gran mayoría ve a este patio de comidas como algo lejano y a los que trabajan en él, como extraños. ¿Cuántos de nosotros saludamos a María o Úrsula? ¿Cuántos de nosotros sabemos que aquellos que nos sirven nuestra comida se llaman Alexis y Cristian? El verdadero problema no son las falencias y fallos que pueda tener el servicio, la realidad de todo esto, es que, nosotros mismos con nuestro accionar, hacemos de estos hincapié, una bola de nieve en caída de libre y no hacemos nada al respecto para solucionarlo. Tanto nos jactamos de llamar al colegio nuestro “segundo hogar” y no sabemos valorar el inmenso trabajo que día a día el comedor hace por nosotros. No nos sentimos identificados con aquello que es parte de nosotros, que nos pertenece. Porque sí, el comedor del CI no le pertenece a nadie más que a sus mismos usuarios, los alumnos.

Hace unas semanas tuve la oportunidad de conversar con Úrsula, la administradora del comedor. Pasamos alrededor de una hora platicando acerca de que el alumno del CI no se siente identificado con este (el comedor). Durante el diálogo, Úrsula me iba contando todo lo que los trabajadores del comedor hacen por nosotros. Pude entender después de muchos años que aquel lugar, es mío, y que si en algo está fallando, es mi deber buscarle solución, y no quedarme parado sin hacer nada.  En los ojos de aquella señora que trabaja hace más de diez años con y para nosotros, pude identificar preocupación y cariño. Para ella y todo aquel que trabaja en esa cocina, no somos simples estudiantes, somos sus compañeros y amigos. “Son como mis hijos”, me dijo Ursula, una frase que me hizo comprender lo que hasta ese momento ignoraba y que es hora de que todos los que usamos ese bendito comedor, nos demos cuenta. El comedor del Colegio de La Inmaculada, es de los alumnos, y somos nosotros quienes debemos ser los que propiciamos el cambio.

Basta de quejarnos, basta de ser quienes, en vez de impulsar su mejora, hundimos poco a poco el sacrificado trabajo que hacen por nosotros. Adentrémonos a la cocina y veamos como funciona todo, no nos quedemos afuera, lanzando comentarios desde la ignorancia. Conozcamos desde el interior, aquel mágico lugar que con tanto empeño, trata de mantenernos saludables y bien alimentados. Comparemos con otros servicios de comedor, démonos cuenta que la propuesta ofrecida por nuestra gente es de las mejores.

Algo que sin duda nos une como inmaculados, es que nos referimos a nuestro colegio como “segundo hogar”. Siguiendo esta lógica, el comedor tendría que ser algo de lo cual nos sentimos parte. ¿Por qué no es así?, pues la respuesta queda en cada uno de nosotros. Seamos coherentes con lo que decimos, tratemos al comedor y a sus trabajadores por lo que son, parte de nuestra gran familia. Si el CI es tu casa, el comedor es tu cocina. Cambiemos el concepto que tenemos de este lugar y hagámoslo propio, casero, con la calidez del hogar.  

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s